domingo, 22 de noviembre de 2020

Mank

 

Mank

Director: David Fincher

Actores: Gary Oldman, Amanda Seyfried, Tuppence Middleton, Charles Dance, Arliss Howard, Lily Collins, Tom Burke, Tom Pelphrey

Guión: Jack Fincher

Productores: Eric Roth, Douglas Urbanski, Ceán Chaffin

Montaje: Kirk Baxter

Fotografía: Erik Messerschmidt

Música: Atticus Ross y Trent Reznor

Producción: Netflix

Es curioso observar como mientras cierta élite cinéfila (prestigiosos festivales de cine incluidos) continúa condenando todo aquello que provenga de las plataformas digitales, una de ellas, esa N roja que es probablemente el gran símbolo del mal para esos puristas, continúa produciendo los proyectos soñados de los más grandes cineastas de la actualidad. Si Alfonso Cuarón pudo contar la historia de su infancia a través de su niñera o Martin Scorsese llevar a cabo su proyecto más ambicioso hasta la fecha, es ahora David Fincher quién ha podido llevar adelante la película que llevaba intentando levantar desde principios de Siglo.

lunes, 9 de noviembre de 2020

No matarás

No matarás

Director: David Victori

Actores: Mario Casas, Milena Smit, Elisabeth Larena, Fernando Valdivieso

Guión: David Victori, Clara Viola y Jordi Vallejo

Productores: Laura Fernández Brites, Carlos Fernández

Montaje: Alberto Gutiérrez

Fotografía: Elias M. Félix

Música: Adrián Foulkes, Federico Jusid

Producción: Castelao Pictures, Filmax, Movistar +, RTVE, TV3



Nada más comenzar el film, Dani (Mario Casas) se pone los cascos y su banda sonora pasa a ser la nuestra, la cámara se coloca en su nuca y su visión se convierte en la del espectador y en apenas cinco minutos David Victori ha conseguido colocarnos en la piel del protagonista, algo fundamental para el viaje que nos va a proponer el director, y es que si No matarás puede huir de la lluvia de referencias que a cualquier espectador medio se le ocurrirán (que viajarían entre el After Hours de Scorsese, el frenetismo de los Safdie Brothers, la exuberancia de Gaspar Noe o el David Summers interpretado por Dustin Hoffman por nombrar solo algunos) es por que el film busca claramente y consigue con indudable éxito la inmersión total del espectador en esa noche pesadillesca.